8 noviembre 2015 Noticias, Pop

Adele

Adele ha tardado cuatro años en editar su nuevo disco 25. La idea no era esperar tanto pero teniendo en cuenta que gente como Rick Rubin, el mítico productor de rock, y Damon Albarn (Blur) han estado metidos en el proceso pues nos parece hasta corta la espera.

La cantante reconoce que “Rick Rubin escuchó las grabaciones hace un año y medio y me dijo que esas canciones podían formar parte de cualquier disco de una estrella del pop. Pensaba que había que darles otro sonido. Cuando me lo dijo no sabía si ponerme a llorar o no. La discográfica me dijo que no había prisa y por eso volví a la mesa de trabajo para grabarlo todo de nuevo”.

De su trabajo con el frontman de Blur, Damon Albarn, comenta que “todo terminó convertido en un momento de esos de “no te encuentres personalmente con tu ídolo”. Siempre he sido fan de Blur pero trabajar con él fue decepcionante”. Preguntada sobre si en el futuro podremos escuchar algo de lo que grabó Albarn con ella respondió que “no, nunca”.

“Él dice que soy una persona insegura y soy la persona menos insegura que conozco. De todo lo que grabamos no podemos recuperar nada porque esa música no encajaba conmigo. No creo que se pueda grabar un disco con un niño, el suyo, por ahí en medio. Hay casi un disco completo que no se puede aprovechar. Es un error pensar que la gente va a comprar cualquier cosa que lleve tu nombre”. Al menos sinceridad no le falta. Esperamos vuestros comentarios.

Vía | Billboard

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *