21 febrero 2012 Hard Rock, Rumores

Nadie se podía pensar que Axl Rose iba a ser una persona con miedo escénico. Su arrogancia y su forma de expresarse ante los medios de comunicación, cuando concede una entrevista, jamás nos habría hecho pensar que se trata en el fondo de un tímido que sufre de miedo escénico y que éste sería el motivo de los retrasos en el inicio de los conciertos de Guns n´ Roses.

Según comenta Alan Niven, manager del grupo en los años dorados de la formación (1986-91), a Metal Sludge, “Axl quería cancelar el tour en el que teloneaban a Aerosmith en el 88. Cada vez tenía más miedo a salir al escenario y estuvo a punto de cancelar la presencia de Guns n´ Roses en tan mítica gira”.

“En cierto modo es comprensible. Una persona que toca la guitarra, el bajo o la batería tiene algo en las manos, como una especie de escudo. El cantante sale sin nada y puede llegar a sentirse desnudo ante el público. Me consta que Axl sigue teniendo problemas de este tipo y por eso siempre los conciertos del grupo empiezan tarde”.

Niven no optó por forzar a Axl a que tocara sino que optó por algo mucho más original, “Saqué dos dados y les dije que si tras tirarlos sacaba 10 Axl no tocaría, saqué 11”. La gira supuso que “Sweet Child O´ Mine” alcanzara el número 1 en la lista de Billboard y un mes en el número uno de los discos más vendidos con Appetite for destruction. Niven tenía razón.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *