7 julio 2013 Conciertos, Noticias, Pop

chris_martin-12122.jpg

Chris Martin es el líder de Coldplay. Todos conocemos cómo entiende la música pero no sabíamos, hasta ahora, que también se preocupa por sus fans y que, como en el caso que os contamos, también logra emocionarse con historias que nos pueden pasar a todos. Edward Buckley, un fan del grupo de 21 años, se reunió con Martin en los Nordoff-Robbins Silver Clef Awards.

Se da la circunstancia de que Buckley fue atropellado por un taxi en enero de 2012. Este accidente le provocó una serie de problemas físicos muy graves. Estuvo en coma durante varias semanas y tuvo que aprender a hablar y a caminar. Como fan hasta la médula de Coldplay aprendió a tocar el piano y superó sus problemas.

Martin le regaló al citado una copia de las letras de sus canciones autografiada por él mismo. Lo más curioso del caso es que luego le comentó que las sacara a subasta y el cantante hizo una puja de dieciséis mil cuatrocientos dólares que donó a Nordoff-Robbins.

El cantante ha comentado que esta asociación hace mucho por los discapacitados y que ver a Buckley fue “precioso”. La madre del joven indicó que “los médicos no pensaban que mi hijo se fuera a recuperar pero todos apostamos por él y ha logrado su objetivo”. Emotivo y precioso momento el protagonizado por Chris Martin. Ojalá cundiera el ejemplo entre muchos artistas para que donaran más dinero a este tipo de asociaciones que trabajan tanto por el bienestar de los discapacitados.

Vía | Music News

Síguenos en Twitter

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *