18 marzo 2013 Heavy Metal, Noticias

Derek-Riggs

Si Iron Maiden son conocidos no es sólo por sus discos sino también por su merchandising. Portadas clásicas como las de los discos Killers o Powerslave siguen siendo objeto de camisetas y demás productos. Como ya sabréis, Riggs colabora de vez en cuando con la banda aunque no de la misma manera por los motivos que él mismo ha comentado en una entrevista a Metal Assault.

La edición de Run for cover, the art of Derek Riggs ha servido para que el artista salga de su “escondite” para comentar por ejemplo que “mis últimas ilustraciones para Iron Maiden han sido digitales porque el uso continuado de pintura y químicos me provocó una enfermedad”.

Igualmente reconoce que “no cobro absolutamente nada ni de los discos, ni de los compact discs ni del merchandising con Eddie. Vendí mis derechos hace años”. Muchos rumores siempre han comentado que Riggs tendría alguna que otra portada inédita guardada en algún lugar.

“Quiero dejar claro que eso no es cierto, no tengo nada en ningún armario que saldrá en el futuro. Desde que decidí no hacer más portadas para Maiden me he mudado cinco veces de casa y he tirado todo lo que me encontraba a mi paso. Sólo me llevaba la ropa”.

Sobre esconder su firma en sus dibujos comenta que “me resulta curioso que la gente piense que era algo críptico o como una especie de juego con el que ve la portada cuando se trataba, simple y llanamente, de que mi firma era demasiado grande y la imprenta optaba por cortarla. Opté por poner unas iniciales y listo”.

Sobre si se considera como el ilustrador del metal y si volvería hacer portadas comenta que “claro que sí lo que no voy a hacer es lo que hecho hasta ahora. Para muchas bandas soy sólo una fábrica de ideas y luego intentan copiar mis bocetos pagándome una miseria. Si la gente está dispuesta a pagarme lo que pido no hay problema”. Grande Riggs.

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *