Jon Dette comenta su regreso a Slayer

Jon Dette comenta su regreso a Slayer

Escrito por: David López   @FyDescritura    26 febrero 2013     Sin comentarios     1 minuto

Jon Dette comenta su regreso a Slayer donde ya tocara la batería a finales de los años noventa. Alejándose de la polémica salida de Dave Lombardo, resalta su relación con el resto del grupo y cómo se prepara para la gira por Australia de su nueva banda.

Jon Dette ha optado por elogiar tanto a Dave Lombardo como a Charlie Benante (Anthrax) como sus dos principales influencias para tocar la batería. El primero de los citados es el nuevo batería de Slayer, al menos para la gira por Australia del grupo, tras la salida de Lombardo que no ha dudado en reconocer que las condiciones contractuales eran insoportables.

Dette reconoce que “me llamó Kerry King y me dijo que qué iba a hacer la semana que viene y que si no iba a estar con Anthrax quizás debería tocar con ellos en Australia. Lo más curioso es que tendré que tocar una hora con Anthrax, descansar veinte minutos y luego tocar cuarenta con Slayer”.

“Toqué con Slayer desde diciembre del 95, cuando se fue Paul Bostaph, hasta el 97 cuando regresó Dave Lombardo. Anteriormente, en el 94, entré en Testament para reemplazar a John Tempesta. Volver a formar parte de Slayer una vez más es algo muy importante para mí”.

Gary Holt de Exodus y Jon Dette serán los dos nuevos miembros de Slayer para sus shows en Australia. Dos nuevos componentes que acompañarán a los míticos Tom Araya y Kerry King en su aventura en las antípodas. El caso Lombardo sigue dando de qué hablar y nos resulta curioso que, al igual que Bill Ward en Black Sabbath, el batería sea siempre el que más tiene que perder a la hora de negociar los contratos. Esperamos vuestros comentarios al respecto, abrimos las líneas de debate para que nos comentéis lo que os apetezca.

Vía | Blabbermouth

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.