2 octubre 2012 Noticias, Rock

Neil Young ha sido uno de los mayores enemigos del formato mp3 para escuchar música. Harto de ver cómo sus canciones se escuchaban con una calidad de sonido bastante lamentable se puso manos a la obra para crear su propio reproductor de música. La semana pasada presentó, en el programa de David Letterman (ver vídeo en la noticia extendida), el reproductor Pono.

Este nuevo gadget es de forma triangular y obliga a las discográficas a mejorar la calidad del sonido de los archivos que se cuelgan en las tiendas digitales. La idea es que se llegue a ofrecer todo el catálogo de los grupos en High Definition audio.

Young no pudo dar demasiadas explicaciones técnicas sobre el aparato pero sí mostró su alegría ya que considera que el mismo servirá para escuchar música con la mayor calidad posible. El resto que se propuso al principio de esta aventura parece alcanzado.

¿Dónde está el negocio? Parece bien sencillo. El que quiera seguir comprando discos en mp3 podrá hacerlo al mismo precio que hasta ahora, el que quiera escuchar los discos clásicos con la mayor calidad de sonido podrá hacerlo siempre y cuando el formato sea el citado anteriormente.

Desde 2009 hay compañías que se dedican a este mercado y parece ser que les va bastante bien. La idea de escuchar una canción con la máxima calidad posible nos parece acertada. La de tener un reproductor sólo para este tipo de archivos quizás no tanto. Como usuarios de este tipo de adminículos nos gustaría conocer vuestra opinión. Os dejamos con el prometido vídeo.

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Neil Young más de medio millón de euros para su reproductor de música 13 marzo 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *