2 enero 2013 Noticias, Rock

pink_floyd

En 1973 Pink Floyd editaron The dark side of the moon. El disco sigue siendo recordado como uno de los más importantes de su carrera y quizás uno de los trabajos más definitivos para entender el rock progresivo. Tantísimo éxito llegó a agobiar a la banda que habría manejado la idea de grabar Household objects, un disco en el que sólo se usarían objetos y no instrumentos musicales.

Bandas de goma, aerosoles, batidores, vasos, tazas y demás servirían para devolverle al grupo la senda de la experimentación sonora. Rick Wright, teclista, comenta que “nos pasamos semanas y semanas probando sonidos. Un lápiz con su goma contra un folio de papel sonaba como un bajo. Otro hacía otro sonido y ya llegó un punto en el que le dije a Roger (Waters) que era una locura”.

Dos canciones de este proyecto han sido editadas en las cajas recopilatorias a las que la banda nos tiene acostumbrados últimamente. La canción “Wine glasses” en una edición de Wish you were here y “The hard way” en una de The dark side of the moon.

De hecho “Wine glasses” es la introducción musical de “Shine on your crazy diamond”. David Gilmour ha reconocido que “nos pasamos semanas y semanas probando sonidos distintos y la verdad es que para mi fue decepcionante”. Curioso proyecto musical que, de momento, sólo ha visto la luz mediante las dos canciones comentadas y que en el futuro podría escucharse de forma completa. Pink Floyd siguen siendo una caja de sorpresas.

Vía | Ultimate Classic Rock

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *