7 julio 2015

Ahora que tenemos encima esta ola de calor insoportable seguro que solo piensas en estar a remojo todo el día o tomando algo bien fresco en una terraza. Con estos calores qué tal un buen ron dominicano. Pero no uno cualquiera, un ron Brugal.

Porque tú y tus amigos os lo merecéis, es el momento de vivir la vida, tener recuerdos extraordinarios y ver siempre el lado más original y cautivador de la vida. Y para ello nada mejor que una buena copa, en un ambiente único y con la gente que de verdad importa.

Ahora es el momento de descubrir, disfrutar y demostrarle al mundo que siempre hay cosas que los pequeños detalles son los que marcan la diferencia,y que algo que a simple vista puede parecer normal puede llegar a ser extraordinario si te lo propones.

Brugal sabe de lo que hablamos, lleva mucho tiempo creando un destilado de caña de azúcar único, donde sus barricas de madera seleccionadas expresamente le dan ese toque y ese sabor inigualables. Un ron fiel a si mismo que sabe cuidar los pequeños detalles. Porque no es normal, es Brugal

Por eso, si tú consideras que tu vida #NoEsNormal sabrás de lo que te estamos hablando. Así que un brindis por todos aquellos que saben apreciar lo extraordinario y que luchan por sobre salir cada día.

También te puede interesar