28 octubre 2012 Noticias, Rock

Sammy Hagar es uno de esos músicos que sólo se valorarán cuando no esté entre nosotros. Genial carrera en solitario, perfecto como cantante de Van Halen y ahora al frente de Chickenfoot, siempre ha mantenido una forma de hacer las cosas que le ha servido para ser uno de los grandes personajes del rock americano.

Sammy ha declarado a la CNBC que “cuando la gente me pregunta sobre cómo veo el negocio de la música siempre les pregunto que de qué negocio me hablan. Hoy en día no existe la industria musical. He tenido suerte y he vendido 100 millones de discos entre todos mis grupos. Le pago a mis músicos y mis técnicos pero yo ya no lo hago por dinero”.

“Cuando un grupo nuevo me dice que ha conseguido que su canción la escuchen más de cien millones de personas siempre les digo que las mías sólo las escuchan treinta o cuarenta mil personas y que no entiendo qué tiene de importante el número de personas que te escucha gratis”.

Hagar lleva en esto desde el 67, tras Montrose y su carrera en solitario pasó por Van Halen para recalar en Chickenfoot. Ahora declara orgulloso que “si sacas el dinero que ganas con la música de la industria musical te asegurarás un futuro para siempre”.

Haga tiene varios negocios dedicados a distintas materias que le han servido para tener el riñón forrado para siempre. Al menos para los negocios sí tiene un consejo “si la primera impresión sobre alguien que te propone hacer negocios es mala no lo hagas”. Grande Hagar.

Vía | Classic Rock Magazine

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *