6 marzo 2010 Entrevistas, Flamenco

concierto_flamenco_maria_del_mar_moreno_01.jpg

Segunda parte de la entrevista a Paco Vargas, en la que el alma máter de Ático Izquierda aborda cuestiones como la evolución de la guitarra en el flamenco o el tratamiento que éste recibe en los medios de comunicación masivos y especializados.

¿Compartes la idea de que la guitarra es lo que más ha avanzado en comparación con el cante y el baile?

Efectivamente, la guitarra, que ancestralmente ha estado en un segundo plano, dirige hoy las líneas más avanzadas, la vanguardia de la música flamenca. Tanto, que a veces se le olvida de donde viene: un ejemplo reciente es el disco de Vicente Amigo Paseo de Gracia. Con todo, la evolución musical de la guitarra era de esperar toda vez que desde siempre –aunque no se haya reconocido así- ha sido el hilo conductor del cante y del baile: sin la música de la guitarra, el cante pierde valor y el baile quedaría cojo.

¿Crees que actualmente se hacen buenas letras o que, por el contrario, se tira demasiado de las ya existentes?

Hacerse se hacen, pero los artistas flamencos en general son muy cómodos y prefieren lo trillado a ponerse a trabajar unos textos nuevos. El otro día en Jerez, el gran bailaor y coreógrafo Javier Latorre me contestaba a una pregunta parecida: “Los flamencos no leen”.

¿Cómo ves el tratamiento que recibe el flamenco en los medios de comunicación? ¿Cómo valoras la labor de los medios especializados?

En general mal. Salvo honrosas excepciones, el flamenco está muy mal tratado en los medios de comunicación generalistas: cualquiera sirve para escribir o hablar de flamenco siempre que cobre poco -o no cobre- y ocupe poco espacio en el periódico, radio o televisión. No existe la figura del crítico de flamenco como tal, mientras que sí forma parte de la plantilla de colaboradores el de cine, toros, gastronomía, etc. Hay excepciones dependiendo del lugar y de la demanda, pero es cierto que el mundo flamenco es iletrado y poco interesado en nada que no le afecte directamente al artista en cuestión. En cuanto a los medios especializados, los que quedan apenas si pueden sobrevivir con la escasa publicidad y la subvención que reciben en algún caso. En la actualidad, en España sólo queda una revista, El Olivo Flamenco, que sigue apareciendo regularmente desde hace veinticinco años. Los que formamos su consejo de redacción y escribimos en ella no cobramos. Pese a su independencia y su libertad de criterio es la única que sigue viva.

Por último, recomiéndanos algo que estés escuchando últimamente o que te haya sorprendido en los últimos tiempos.

Aunque no me gusta recomendar pues cada cual tiene su propio criterio de selección, de cante me han gustado los últimos discos de David Palomar y Argentina, pero sobre todo, el disco Mujerez en el que cantan Juana la del Pipa, Dolores Agujetas y La Macanita, que es una vuelta a los orígenes con una producción austera que debiera servir de modelo. De guitarra, los últimos discos de Miguel Ochando y Javier Patino. En todas las obras citadas se mezcla el flamenco clásico y el más evolucionado, pero sin dejar de ser flamenco.

Enlace | Primer parte de la entrevista

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Entrevista a Paco Vargas, poeta, escritor y periodista (I) 6 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *