14 enero 2013 Heavy Metal, Lanzamientos, Noticias

blacksabbath

Black Sabbath siguen siendo una de las bandas más fundamentales del heavy metal. Su estela es indeleble entre los fans del género y la noticia de su reunión fue recibida como agua de mayo por los millones de fans del grupo en todo el planeta.

Luego vinieron las malas noticias. Bill Ward no estaría en este proyecto, Tony Iommi caía enfermo y la banda comenzaba a grabar un disco como buenamente podía y a caballo entre Inglaterra y Estados Unidos.

La espera ha terminado y ya sabemos que el disco se denominará 13. Se editará en junio y ha contado a la batería con Brad Wilk, batería de Rage Against the Machine. Se ignora si el músico les acompañará en los conciertos que darán antes de la edición del disco en Australia y Japón.

Geezer Butler ha comentado que Rick Rubin, el productor, tuvo bien claro cómo motivar a la banda. “Se sentó y nos puso el primer disco. Nos dijo: “Esto lo hicisteis en 1969. Imaginad que estáis en ese año y que queréis componer la continuación de esto”. Así empezamos”.

Iommi reconoce que “el sabor de las viejas canciones está ahí, la forma de componer es la misma pero sí es cierto que ahora vemos las cosas de otra forma”. Sobre el regreso de Bill Ward, que en 2012 dijo que le encantaría volver al grupo, Tony comentó que “el problema es a nivel de abogados pero no personal. Quizás en el futuro podamos tocar juntos pero como miembro permanente no lo veo ahora mismo”.

La banda espera ir diseñando su gira por el mundo en próximas fechas. Crucemos los dedos para que España entre en sus planes.

Vía | Blabbermouth

Imagen | Sam Taylor-Wood

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *