25 marzo 2010 Entrevistas, Flamenco, Lanzamientos, Otros

francisco-escobar.jpg

Además de profesor titular de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, en la que ejerce con compromiso y pasión su profesión, principalmente en torno a la Literatura, Paco Escobar es conocido por ser un gran impulsor del flamenco en todas sus dimensiones, tanto impartiendo un Doctorado o un Máster como organizando seminarios y distintas actividades que se complementan con su trabajo como guitarrista. Estudioso de la sonanta y de su evolución por caminos que van del flamenco a la música clásica, Escobar ha acompañado a cantaores de la talla de Sordera, Antonio el Pipa, Chano Lobato o Antonio Agujetas, además de colaborar, fuera de este ámbito, con artistas como Kepa Junkera o Martirio.

Actualmente, acaba de sacar a la calle A contratiempo, primer trabajo discográfico en solitario aunque con colaboraciones de lujo que presentará en la Bienal de Sevilla y en el que, en líneas generales, propone la apertura de otros senderos que, al contrario que muchas voces que en los últimos tiempos venden humo, se fundamentan en el estudio y la investigación, y siempre sin perder de vista el pasado. A la vez, se pone el acento en la confluencia de diversas disciplinas, con lo que la suma de todos estos factores bien podría considerarse una nueva vía con la que acceder al siempre complejo mundo del flamenco.

¿Cuál es el concepto en torno al que gira A contratiempo?

Se trata de una obra en la que mi labor de composición musical entra en diálogo simbólico con otras disciplinas como la literatura (de la que soy docente e investigador universitario), la pintura o el cine; de ahí la presencia del tríptico programático firmado por los textos de presentación del disco-libro A contratiempo a cargo de Jaime Siles, José María Velázquez-Gaztelu y mi “poética musical o de los sentidos”, en un guiño metadiscursivo, al tiempo, a la obra de Igor Stravinsky. Asimismo, es un posicionamiento conceptual estético, en un maridaje entre las artes, en consonancia con otros espacios artísticos como la música clásico-contemporánea. Trato de ofrecer, en consecuencia, una propuesta artística en la que la música me permite adentrarme en espacios de reflexión estética sobre la adquisición de conocimiento junto a variadas posibilidades de experimentación entre la reescritura de la tradición y la vanguardia. Además de la formulación de una “poética musical” como metadiscurso estético, la estructura y organización del disco-libro recuerda, por su relación orgánica y narratividad sonora, los capítulos de una novela o narración lírica (así: I. Soñar; II. Rito; III. Metamorfosis; y IV. Inspiración), en consonancia, al tiempo, con los cuadernos de un libreto de partitura a modo de suite (de hecho, estamos ante una suite cromática) para guitarra.

Conociéndole un poco, supongo que será casi inevitable dejar de lado en él la labor pedagógica e investigadora que le caracteriza.

La obra refleja mi posicionamiento en el mundo tanto a nivel artístico como ético y de compromiso profesional. Por tanto, me interesa explorar y transitar caminos enriquecedores para la investigación en el plano compositivo. Al tiempo, aplico, de forma creativa, teorías y principios estéticos que desarrollo, de forma analítica, en mi seminario de doctorado y máster sobre Flamenco y su relación con la filología y los procesos de comunicación. Para ello tengo en cuenta referentes literarios, la semiótica cognitiva, la estética, la historia de la música o la etnomusicología; es decir, parámetros científicos con los que estoy tratando de abrir una línea de investigación para la elaboración de Tesis doctorales circunscritas al estudio del Flamenco (ya están saliendo, de hecho, los primeros resultados). La investigación me ha llevado, entre otros caminos, a abordar la polifonía tanto a nivel instrumental como vocal (en A contratiempo, Momentos, Nostalgia o Sabor a canela) de forma análoga, salvando las distancias, a la técnica de la polivisión que un cineasta experimental e independiente como Jaime Rosales ha aplicado, a nivel cinematográfico, en la obra Soledad o como, en el Flamenco, ha propuesto el maestro Enrique Morente.

¿Qué puede contarnos de los músicos y las colaboraciones presentes en él?

Agradecimiento es el primer vocablo que me viene a la cabeza y al corazón. Su disponibilidad a ser receptivos y sensibles a mi concepto musical para interpretar y enriquecer el disco con la profesionalidad y la riqueza de sus timbres sonoros ha sido una experiencia notable. Entre otros senderos me ha llevado a intensificar la composición para música de cámara en diálogo con otros instrumentos como la viola da gamba, la marimba, el bandoneón o el piano, instrumentos con los que últimamente estoy preparando mis conciertos en directo.

¿Qué supone para usted estar presente en la próxima Bienal de Arte Flamenco de Sevilla?

Supone, de entrada, una enorme responsabilidad puesto que constituye un espacio de reconocido prestigio internacional, como marco de legitimación, por el que han transitado las figuras más importantes del Flamenco en estos últimos treinta años. La presencia de mi música refleja, como se indica en la sección en la que se enmarca mi espectáculo (El Flamenco que viene), una propuesta acorde con los nuevos tiempos para nuestra música en los albores del siglo XXI. De esta suerte, varios compañeros que participamos en la presente Bienal venimos estableciendo, en este sentido, una actitud de compromiso con el Flamenco a nivel de investigación y enseñanza en marcos institucionales en los que luchamos a diario, con vocación y entrega, para que nuestra música se difunda y esté al alcance de todos con rigor académico. Sobre este particular, varios periodistas han puesto ya de relieve, como una novedad, que mi caso sea el del primer profesor universitario que toque como compositor y solista en la Bienal de Arte Flamenco de Sevilla. Sin embargo, para mí supone, en contraste, el inicio precisamente de lo que va a ser “El Flamenco que viene”.

Enlace | Segunda parte de la entrevista

Más información | Blog de Paco Escobar, MySpace, Web oficial

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Una nueva vía para el flamenco. Entrevista a Paco Escobar (II) 26 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *